Aromaterapia y Aceites Esenciales para la Salud, la Belleza y el Bienestar
  • Aromaterapia y Aceites Esenciales
Plantas Medicinales

Las plantas que curan.

Hidrolaterapia

Tratamiento con Hidrolatos.

Artículos

Salud, Belleza y Bienestar.

Fórmulas de Aromaterapia

Mezclas de Aceites Esenciales para la Salud y el Bienestar.

Reflexiones sobre los Aceites Esenciales

Enebro (Juniperus communis)

Cuando tu ambiente requiera una vibración más clara, el aroma penetrante y potente del enebro purificará la atmósfera, alejará los pensamientos negativos o indeseables, y limpiará tu cuerpo.

Cuando te sientas afligido y se te niegue la experiencia corporal de la alegría, el enebro preparará el camino para encontrar tu centro. El enebro aclara y da estabilidad durante los momentos de desequilibrio emocional y espiritual. Resulta particularmente útil cuando abundan miedos y lágrimas y la confianza en uno mismo ha decaido. Reduce la negatividad que emana de hábitos, creencias y conductas que te roban la alegría de vivir.

El enebro mejora la capacidad de generar alegría interna gracias a una atmósfera interna más jovial en lo profundo del ser. Saborea los placeres sencillos de la vida y entra en conexión con un punto de ti donde la alegría surja precipitadamente del espíritu. Respira con alegría y tómate un momento de tranquilidad para imaginar la alegría fluyendo desde todas las partes de tu ser.

Reflexión: ¿En qué parte de tu cuerpo reside la alegría? ¿Te has divertido bastante?

Afirmación positiva: «La alegría circula por mi cuerpo como un torrente».

Eucalipto radiata (Eucalyptus radiata)

Cuando los procesos mentales se pierden en los detalles, el influjo refrescante y estimulante del eucalipto selecciona la información y ayuda a discernir y encajar todos esos detalles en el cuadro general. Desarrolla un sistema estratégico para manejar los detalles de la vida con el fin de obtener resultados duraderos. Cuando todas las facetas hayan adoptado una estructura organizada, mejorará mucho tu rendimiento. Aprende a pedir explicaciones sobre las instrucciones y haz de la planificación una prioridad. Domina la previsión estratégica. Organízate, elabora sistemas y planea las cosas por adelantado.

Recurre al eucalipto cuando te sientas superado por los múltiples componentes de tu vida que exigen atención. El eucalipto estimulará tu mente para descubrir una respuesta apropiada a las situaciones en vez de reaccionar de forma excesiva cuando tu capacidad de respuesta se vea disminuida. La respuesta que surge de una mente integrada, siempre será muy beneficiosa.

Respira en un ambiente en el que flote el aroma estimulante del eucalipto, e imagina tus células absorbiendo el oxígeno que se expande e integra con tus procesos mentales.

Reflexión: ¿Qué aspecto de la vida necesitas integrar? ¿Qué planificación necesitas llevar a cabo?

Afirmación positiva: «Planifico, aclaro e integro».

Lavanda (Lavandula angustifolia)

La lavanda calienta el corazón y apacigua las emociones, favoreciendo la conciencia de la necesidad de nutrirse en nuestro viaje por el río de la vida. Rinde pleitesía a las cualidades superiores del espíritu y entreteje su magia malva y fragante mediante una danza espiral entre los chakras.

La lavanda ofrece un refugio para los días lluviosos de la vida, favoreciendo un nivel de interrogación profundo sobre lo que realmente necesitas para cuidar verdaderamente de ti. Tal vez siempre estés atento a las necesidades y peticiones de los demás, excluyendo tu propio cuidado emocional y tu bienestar. Imagina lo que sería prestarte atención plena.

Cuando uno se encuentra dejado y el cuidado personal abandonado, malogrando la salud y la energía corporales, la lavanda nutrirá y aportará seguridad reconfortante.

Reflexión: ¿Dedicas tiempo con regularidad a cuidarte? ¿De qué forma te cuidas?

Afirmación positiva: «Me cuido y nutro con solicitud».

Gaulteria (Gaultheria procumbens)

Cuando te sientas pesado/a por la inercia y se esfume la motivación, la gaulteria, con su acción dinámica, te hará lograr mayor productividad, reconsiderar tus objetivos y mantenerte en marcha.

Colabora para que la balanza se decante a tu favor y pertréchate para la acción. Sobre todo emplea la gaulteria cuando hayas estado retrasando y evitando tareas importantes. La variedad en tu vida aumentará tu productividad. Deja de diferir tus asuntos y sigue adelante.

Si sientes que te faltan las fuerzas y necesitas gasolina para volver a entrar en acción, la gaulteria es esa gasolina.

Reflexión: ¿Cuál es la mejor forma que conoces para hacer que entres en acción?

Afirmación positiva: «La variedad en la producción es la especia de la vida».

Geranio (Pelargonium graveolens)

El geranio tiene un aroma refrescante que reduce paulatinamente los extremismos internos mediante procesos que aportan equilibrio y armonía a las emociones. El ritmo natural del cuerpo está vinculado a la actividad hormonal y el geranio ayuda a sintonizar la vibración de glándulas y hormonas, permitiendo al cuerpo adoptar un sutil equilibrio sin brusquedades.

Cuando se rompe la conexión con el ritmo por un margen de un minuto, y uno está de mal humor, desorientado de su brújula interna e incapaz de traazar su propio progreso, el geranio le permite sintonizar serenamente con un tempo nuevo. El movimiento del sol, la luna, las mareas y las estaciones, conforma nuestras vidas; el geranio nos conecta con estos ritmos fundamentales. Al igual que las estaciones, nuestras vidas se mueven por fases de crecimiento, decrecimiento, desaparición y resurgimiento en una serie sucesiva e infinita de fases. Si te sientes desconectado de tu propio ritmo vital, investiga en qué estación estás viviendo ahora.

Tal vez estés en una fase primaveral de la vida. La nueva vida se presenta en toda su potencialidad y estás listo para avanzar con rapidez y florecer. Tal vez te encuentres en una fase invernal, en la que la vida es aburrida y en estado latente. Incluso la naturaleza se toma el invierno de descanso. Y mientras la tierra descansa, las flores siempre saben que volverán a florecer.

Reflexión: ¿Qué cosas haces naturalmente para lograr una mayor sintonía con tus ritmos internos?

Afirmación positiva: «Estoy en sintonía con el ritmo de la vida».

Hierbabuena (Mentha spicata)

La hierbabuena, con su fragancia fresca y estimulante, revigoriza, refuerza y alfianza tu compromiso con el proceso evolutivo y catalizador.

La energía alimenta tu cuerpo y son las intenciones las que gobiernan la energía. La palabra intención procede de la raíz latina intendre, que significa estirarse para alcanzar algo. Existe un poder que emana cuando se tiene una intención. Los logros se obtienen con más facilidad cuando se tiene una intención. Los logros se obtienen con más facilidad cuando energías e intenciones se encaminan en la misma dirección.

¿Sientes fatiga en el cuerpo o en la mente? ¿Te sientes paralizado por tu enojoso letargo? Pues emplea la hierbabuena para despertar, para moverte, para sentir emociones, para gobernar tu energía, para hacer que funcione el hígado y que lamente no dejar de aprender. Ingiere además alimentos nutritivos que te devuelvan la plenitud vital.

Reflexión: ¿En qué ambientes te sientes más vigorizado y sacas lo mejor de ti?

Afirmación positiva: «Mis intenciones y mis energías están en sintonía».

Hierba Limón (Cymbopogon citratus)

La energía intensa y radiante de la hierba limonera, propende la expansión a todos los niveles. Siempre que se experimenten restricciones o limitaciones en la vida, la hierba limonera elevará el espíritu y pondrá las cosas de nuevo en movimiento.

La hierba limonera permite a la mente fascinarse por lo que es posible y da ánimos para embarcarse en un viaje glorioso de descubrimiento. Imagina tu vida como una circunferencia que se expande. Si hay algo que pueda conseguirse en el ancho mundo, entonces sabes que te es posible lograrlo.

Cambia los patrones de las restricciones. Visualízate con acceso ilimitado a todo lo que requiera expandir tu actitud en la vida. La hierba limonera te motiva para superar las limitaciones y abre el camino al mejor futuro posible.

Reflexión: ¿De qué forma te impones límites? ¿Qué te gustaría realmente hacer con tu vida?

Afirmación positiva: «Si es posible en esta vida, es posible para mí».

Hinojo (Foeniculum vulgare)

La dulzura del hinojo ayuda a concluir las cosas sin terminar o que requieren más atención en la vida. Si te sientes insatisfecho, echa un vistazo a lo que tal vez impida que sigas adelante. Los expedientes abiertos exigen acabarlos para iniciar el siguiente ciclo. Cuando concluyen distintos aspectos de la vida, llega el momento de crear y cumplir tus más elevados propósitos.

Cuando las cosas concluyen como deben, el ciclo llega al final porque sabemos que no queda más por hacer. A medida que un camino se cierra, otro se abre y la novedad se abre paso con frescas vibraciones.

El hinojo permite una serena dedicación y concentración para lograr los objetivos, sobre todo en relaciones laborales y tareas. Dedica tus energías a vivir con un espíritu de superación, conserva la concentración y obtén resultados. El hinojo mantiene la mente concentrada en una dirección concreta y posibilita el acceso a la sera contención de la continuidad.

Reflexión: ¿Cómo puedes dar por terminadas aquellas cosas de tu vida aún por concluir?

Afirmación positiva: «Concluyo lo que empiezo».

Ilang-Ilang (Cananga odorata)

Cuando estás enfadado y tan volátil como una tormenta, la intensidad del ilang-ilang se ajusta a la energía que emana. Esta «flor de flores», exótica y dulce, atempera actitudes, quiebra viejos patrones e invoca la flexibilidad.

Acepta el reto. Aprende a reconocer tus fuentes internas, tus bienes y experiencias vitales para construir un camino que atraviese y deje atrás cualquier resto de rabia. La emoción es energía básica que exige movimiento. Explora y transforma la rabia y sé consciente de cómo afecta a otros. El ilang-ilang confiere capacidad para el crecimiento y la profundización de las relaciones. Las obras conscientes se manifiestan en actos de bondad. Reflexiona sobre los actos de bondad que compartes con los demás.

Modifica tu estado físico y mental y afronta tu mundo emocional desde una perspectiva de distanciamiento compasivo. Concéntrate en tu aliento y cambia conscientemente tus respuestas. Piensa dónde pueden estar los nudos en tu cuerpo. Aplica con intención ilang-ilang sobre dichas partes, para nutrir y relajar el cuerpo y la mente. Aprende a meditar. Practica la meditación peripatética. Que la paz reine en cada paso que des...

Reflexión: ¿Qué área específica tienes que abordar en tu vida para dejar de sentir rabia?

Afirmación positiva: «Existe una finalidad en todos los pasos que doy».

Incienso (Boswellia carterii)

De fragancia especiada y muy penetrante, el incienso limpia el aura, armoniza las energías sutiles y abre el camino al ser superior. Profundiza y ralentiza el ritmo de la respiración asegurando el paso al reino interior del inconsciente durante la meditación.

El incienso aporta estabilidad y aislamiento cuando el paisaje interior del corazón es vulnerable. Cuando te sientas completamente expuesto, opta por mantener la conexión con la luz y saber qué ayudantes invisibles te protegerán.

Nuestras vidas siguen el curso de un viaje ininterrumpido que cruza muchos horizontes. El incienso te mantendrá en ese viaje y cultivará la orientación interior positiva para que se aprecie tu verdadero yo. Celebra tu necesidad de protección y crea una ceremonia o un ritual para invocar la presencia de nuestro protector interno.

Reflexión: ¿En qué áreas de tu vida adoptas más o menos riesgos?

Afirmación positiva: «Me protege la fragancia del Amor y la luz».

Jara (Cistus ladaniferus)

La fragancia de la jara es calmante, cálida y aquieta el cuerpo, la mente, las emociones y el espíritu. Útil después de un acontecimiento traumático para mantener el corazón en paz. La jara aporta calor y alivio en los momentos de estrés emocional, conmoción y accidentes. Aunque una crisis sea catastrófica, puede producirse a cámara lenta durante cierto período de tiempo. La crisis te brinda la oportunidad de levantarte y afrontar el problema. También puede verse como una iniciación y apertura a novedades y otras percepciones. La jara suaviza los efectos del dolor emocional y alivia la presión sobre el corazón. Frótala suavemente sobre el centro del corazón para aportar serenidad al alma en medio de la crisis.

La jara restablecerá lo que haya sufrido daños, curando en profundidad la conciencia y fluyendo hasta cualquier parte que haya sufrido. Deja tiempo para hablar en profundidad tus asuntos con alguien, o lleva un diario para explorar esas sombras dolorosas, abriendo camino para dirigirte a un nuevo amanecer.

Los desafíos de la vida templan el espíritu y las dificultades están para afrontarlas y superarlas. Todo tiene dos caras y por cada inconveniente hay un beneficio. Todas las experiencias vitales nos sirven de una u otra forma, y nos permiten un conocimiento más elevado que en ocasiones no se manifiesta de inmediato.

Reflexión: ¿Qué te permite recuperarte? ¿Cómo puede servirme esta experiencia?

Afirmación positiva: «Todas las experiencias son un excelente maestro».

Jazmín (Jasminum officinale)

Como las aguas de un río serpenteante, el jazmín penetra en las capas más profundas del espíritu, apaciguando miedos, abrazándose al espíritu y culminando en inspiración divina; permite un conocimiento claro de todo. Cuando uno se enfrenta a retos emocionales aparentemente sin solución, y tiene miedo, la belleza exótica del jazmín disolverá esos miedos, generando confianza mientras vierte su luz preciosa sobre el corazón.

Siéntate con tus miedos y preocupaciones y respira hondo una y otra vez. Espera en silencio. La respuesta llegará. La oración y la fe profunda te darán valor para confiar en ti mismo, dar gracias al presente y esperar lo mejor.

Abre el corazón al templo de los vientos y deja que la confianza te vaya envolviendo lentamente. Imagínate que te rodea una prenda de terciopelo, tjida con el entramado fragante de una fe profunda y tolerante.

Reflexión: ¿Existe alguna acción que tengas que emprender y te haga sentir temor y preocupación?

Afirmación positiva: «Confío en mí, doy gracias por el presente y espero lo mejor».

Jengibre (Zingiber officinale)

La naturaleza cálida del jengibre te mantiene y recupera cuando ha habido una pérdida de energía en los ámbitos físico y emocional. El jengibre resulta particularmente útil cuando el cuerpo físico se mantiene agotado durante un período de tiempo por dejar paso a sentimientos de melancolía y aflicción sobre uno mismo. Cuando ya no aguantas la distancia, el jengibre te proporciona las fuerzas y la resistencia para alcanzar el éxito.

Es un estupendo tónico para restablecer y equilibrar las energías. Te da valor para tener aguante en todo momento. Si la circulación de la sangre es lenta y tienes frío, el jengibre genera calor activando el metabolismo y elevando la temperatura del cuerpo.

Recupera energías dando breves paseos en plena naturaleza y bebiendo infusiones con rodajas de jengibre fresco y agua caliente. Echa unas pocas gotas de aceite de jengibre en un pediluvio (baño de pies) caliente para favorecer la circulación saludable del qi.

Reflexión: ¿Qué necesitas hacer de forma diferente para preservar y conservar tu energía?

Afirmación positiva: «Conservo las fuerzas en todo momento».

Podría Interesarte el Curso Online de Olfatoterapia